Aviso a lectores: este post tiene un poco de cancamusa. Esta teoría aún no ha podido llevar a la práctica por diversos motivos pero siempre la intento presentar. Si lo consigo y funciona haré una reedición de este post.

Hace un tiempo encontré un post muy interesante de Javier Godoy en donde vi por primera vez el concepto de Objeto Social:

  • Un objeto social es la razon por la que dos personas están hablando entre sí, en lugar de estar hablando con alguien diferente. Somos animales sociales y nos encanta socializar con los demás, pero siempre ha de existir una razón. Esa razón que une a dos personas en una conversación es un objeto social.”
  • “Pero no es la tecnología la que cambia a las personas sino las personas, usando la tecnología son las que cambian las cosas.”
  • “De nuevo gapivoid lo explica mejor que nadie: Los objetos soiales existen antes que las redes y las redes son las que tienen gran valor y fuerza, pero no podemos crear una red si antes no hay algo que une. Como animales sociales que somos lo que buscamos es compartir ( share ) no buscar ( search ) en clara alusión a la importancia que todos, incluido yo mismo le damos a los buscadores y el search marketing.”

Muchos de estos conceptos derivan de una serie de presentaciones creadas por Jyri Engeström

Parte de la premisa que los Social Media son una gran representación de cómo la gente conecta pero lo más importante no explican PORQUÉ conectan.
El porqué es ese objeto social que comparten. Y las buenas redes sociales son las que están basadas o permiten a la gente crear esos objetos sociales y amplificarlos.
Flickr permite compartir las fotos de nuestros viajes. ¿Quién no enseñaba las fotos de sus viajes a todos sus amigos? Facebook exporta ese compartamiento voyeur y exhibicionista de la gran mayoría de la gente. Y, así un largo etcétera, casi seguro que si piensas en alguna iniciativa en redes sociales estarán basadas en algún objeto social, fruto de un comportamiento previo (no es necesario que sea previo sino que este basado en algo más allá) a la red, que han amplificado.

Sumemos a esta ecuación al móvil y veremos que el efecto tiempo real multiplica esta idea.

Pero, y siempre hay un pero. Que se puede hacer si tu no puedes o no quieres crear una red social. En ese momento es cuando entra el “service marketing”. Entre comillas porque creo que es un concepto que me he sacado yo de la manga.

Se basa en la idea del Service Design: “is the activity of planning and organizing people, infrastructure, communication and material components of a service, in order to improve its quality, the interaction between service provider and customers and the customer’s experience.” Wikepida.

Cualquier producto puede explotar esta idea. Sólo hay que buscar la manera en que se relacionan tus clientes contigo y como puedes mejorar su experiencia. Esa relación puede llegar a ser tu pequeño y útil social object.




    Responder

    Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

    Logo de WordPress.com

    Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

    Imagen de Twitter

    Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

    Foto de Facebook

    Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

    Google+ photo

    Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

    Conectando a %s



A %d blogueros les gusta esto: